EL SEÑOR REINÓ DESDE EL MADERO

Del Oficio de la Pasión del Señor, compuesto por san Francisco:

Pueblos todos, batid palmas, aclamad a Dios con gritos de júbilo. Porque el Señor es excelso, terrible, Rey grande sobre toda la tierra.

Cantadle un cántico nuevo, cantad al Señor, toda la tierra. Porque grande es el Señor y muy digno de alabanza, más temible que todos los dioses. 

Familias de los pueblos, ofreced al Señor, 
ofreced al Señor gloria y honor, 
ofreced al Señor gloria para su nombre. 

Ofreced vuestros cuerpos y llevad a cuestas su santa cruz, y seguid hasta el fin sus santísimos preceptos. 

Tiemble en su presencia la tierra entera; decid entre las gentes que el Señor reinó desde el madero.

¡A Jesucristo, rey eterno, honor y gloria!

Entradas populares